Puntos que debes llevar en cuenta al momento de comprar una oficina.

Es sustancial entender quién es el dueño, en qué estado está el local, si hay o no costos extraordinarios de comunidad, si el edificio superó la inspección técnica etc. Para eso, le aconsejamos tomar los siguientes cuidados antes de la compra.

Licencia.

Uno de los cuidados simples en el instante de adquirir un local o una oficina es corroborar si existe licencia para ejercer la actividad que queremos realizar. Esta comprobación se puede hacer acudiendo al municipio del lugar donde se esté el inmueble, para pedir una cédula urbanística y toda la información de tipo urbanística que conste en el municipio.

Pedir información

Para saber quién es el titular registral, qué propiedades tiene el inmueble (superficie construida y servible, etc.) y qué cargas hay sobre el mencionado inmueble, tenemos la posibilidad de pedir una nota fácil en el Registro de la Propiedad. La nota fácil se puede pedir presencialmente en el Registro de la Propiedad que sea correcto de acuerdo con la localidad del local o por internet.

Comunidad

Antes de adquirir, es aconsejable solicitar información acerca de la comunidad de los dueños del edificio donde está el inmueble. La información a pedir son los estatutos de sociedad, que se tienen la posibilidad de solicitar al Registro de la Propiedad, y las actas de sociedad, que se tienen la posibilidad de solicitar al Gestor de la Comunidad. También es sustancial informarse de si existe o no alguna derrama o gasto singular o alguna obra pendiente de hacer, debido a que esto puede ser un coste agregado para el cliente.

Situación del inmueble

Una precaución sustancial en el momento de adquirir es comparar el estado del inmueble. Lo correcto en este sentido es conocer el inmueble con un técnico que logre llevar a cabo un reporte sobre el estado del inmueble. Además, tenemos la posibilidad de solicitar información al Gestor del inmueble o al dueño sobre el reconocimiento técnico del edificio.

Gastos

La compraventa crea una considerable suma de costos de Notario, de constitución de hipoteca si hemos pedido información, de abogados si nos han asesorado, de inscripción en los Registro etc. Por ese fundamento es primordial informarse sobre el importe de estos costos antes de firmar la compraventa y saber quién los va a abonar. Entonces, una compraventa, gracias a su trascendencia económica necesita una sucesión de prudencias para no tener que lamentar fallos más adelante. Sin embargo, es recomendable

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *